Expertos, Habilidades Personales

Cuatro pasos clave en la creación de tu equipo

Por Raquel Freire (@UNEM_Consultora) experta YUZZ

Poner en marcha una idea que desde hace tiempo nos ronda en la cabeza y en la que confiamos, emprender, significa que la dedicación y las horas invertidas, al menos en el inicio, para que el proyecto  salga adelante, normalmente superará la jornada laboral habitual.

En este escenario, será muy positivo para nuestra salud, y en definitiva para nuestra calidad  de vida, proveernos  de un ambiente de trabajo sano. No en vano vamos a pasar allí muchas horas y nuestras posibilidades de éxito pasan sí o sí por generar un medio ambiente propicio. Uno de los  elementos más importantes será, sin duda, la motivación de las personas.

Disfrutar y estar motivados o no con nuestro trabajo, se relaciona íntimamente con el trabajo en equipo. Pero, ¿cuál es la diferencia entre equipo y grupo de trabajo?

Podemos definir el grupo como la pluralidad de seres que forman un conjunto, mientras que el equipo es un conjunto de personas que con constantes interacciones, bajo unas normas comunes y con papeles diferentes y definidos, persiguen un objetivo  común, permaneciendo unidas en el tiempo.

En la creación de un equipo, podemos definir 4 pasos clave:

  • La selección de personas. El primero y más importante, eje central y a partir de las cuales pivotará todo el proyecto.
  • La definición de los objetivos. En esta fase, pueden ayudarte la fijación de pequeñas metas intermedias, que guiarán las acciones y facilitarán el logro de los objetivos.
  • La asignación de normas y roles. Determinar que reglas y normas van a guiar el funcionamiento del proyecto y las dinámicas de trabajo, así como el rol y las funciones que van a desempeñar las diferentes personas que integran el equipo.
  • Priorizar la comunicación, como vía para transmitir emociones y sentimientos de forma abierta y participativa.

El trabajo en equipo tiene como ingredientes básicos la comunicación, la confianza, la complementariedad, la coordinación y el compromiso. Algo a lo que podemos llamar la regla de las 5Cs.

¿Formas parte de un proyecto en el que crees? ¿Confías en las personas que lo integran?

¿Te comunicas con ellas de forma clara y transparente? ¿Tenéis habilidades y aptitudes que se complementan? ¿Os ponéis de acuerdo y decidís de forma conjunta la estrategia y los pasos a dar? Y la última y más importante ¿Te sientes motivad@ con el proyecto y las personas? En definitiva, ¿Qué grado de compromiso has asumido o estás dispuesto a asumir?

Si la respuesta global a estas preguntas es afirmativa, enhorabuena, trabajas en equipo.

Si en alguna de ellas la respuesta es negativa, empieza a dar los pasos necesarios para dejar de pertenecer a un grupo e integrarte en un equipo.

Tu proyecto y tú salud te lo agradecerán!

Share this Story
Ver más Articulos Relacionados
Ver más de Explorer
Ver más en Expertos

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Check Also

4 claves para gestionar conflictos que todo líder debe conocer

La inmensa mayoría de personas asocian el conflicto ...

Promueve:

agosto 2016
L M X J V S D
« Jul   Sep »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031